fbpx

Sobrepeso y falta de ganas…

La obesidad puede afectar a la autoestima y apagar el deseo sexual de la mujer. Si una mujer tiene sobrepeso y se siente incómoda con su cuerpo, esto puede afectar su deseo sexual y autoestima.

me veo mas gorda y perdí la libido
El sobrepeso y la obesidad pueden perjudicar la libido de la mujer y su autoestima

Esto se debe a que la obesidad puede ser una fuente de estrés y ansiedad para muchas personas y, por tanto, puede afectar a cómo se sienten consigo mismas, lo que puede reducir su deseo sexual o incluso evitar que se involucren en el sexo. Esto puede afectar la satisfacción en la relación de pareja, así como la propia respuesta sexual.

Si la mujer coge unos kilos puede disminuir su libido, pero esto no es una situación irremediable. Existe una gran cantidad de recursos para ayudar a las mujeres a perder peso de manera segura y saludable al tiempo que se desarrolla su respuesta sexual y relación de pareja, sobre todo si se sigue la guía de un especialista.

Además, el hecho de sentirse más seguros y a gusto con su cuerpo puede mejorar la autoestima, lo que puede ayudar a aumentar su deseo sexual hasta niveles superiores a los previos al problema. Es decir, esta tesitura puede aprovecharse como una oportunidad de mejora.

Me veo gorda. Caso real

tengo mas tripa y no tengo ganas de hacer el amor

La menopausia me cambió el cuerpo

Tengo 49 años y estoy casada con mi pareja hace 8 años, él tiene 51 años y teníamos una relación excelente en todos los sentidos, pero desde hace tres semanas estamos teniendo problemas que nos han afectado a nuestra relación sexual.

No manteníamos sexo todos los días pero sí una vez a la semana y a veces dos, el problema empezó cuando me empezaron a aparecer los síntomas premenopáusicos y aumenté un poco de peso (no mucho, 5 kilos más o menos).

Pero empezó a salirme tripa y empecé a acomplejarme con la situación ya que siempre mantuve un cuerpo bien sin tripa y no quería quitarme la camiseta para intimar, le decía que no me mirara la barriga –que me acomplejaba– y ciertas poses no quería hacerlas por el mismo motivo, siempre diciéndole que estaba gorda, y que quería operarme.

Se apagaron mis ganas

Él me quitaba la idea de la cabeza y me decía que no hablara boberías, que no estaba gorda para nada… Nosotros nos llevamos perfectamente, siempre hacemos todo juntos, salimos de viaje con mucha frecuencia con amigos y disfrutamos mucho juntos, pero el sexo se fue apagando y desapareciendo por el simple hecho de que ya a él no le apetece tener sexo porque siempre le decía lo mismo y se le quitaban las ganas.

Dejamos de tener sexo hace tres semanas o cuatro y me dice que de un tiempo hacia acá ya no sentía las mismas ganas y deseos de antes, y también estuvimos disgustados cuatro días porque yo le reclamaba atención y cariños como mujer y el me evadía un poco , y esto agravó más la situación para él.

No me sentía valorada

estoy con sobrepeso y ya no le atraigo

Yo le dije que como mujer no me siento deseada y que esta situación no podía seguir porque yo soy su esposa y no una compañera de piso.

Nosotros nos queremos mucho, estamos sufriendo mucho esta situación, lloramos a diario porque no sabemos gestionar el problema, y él no se explica como a partir de ese enfado que duró cuatro días él ha dejado de desearme en la cama hasta el punto que me pidió tiempo porque lógicamente nosotros nos queremos mucho y lo que menos queremos es una separación.

Yo al principio lo acepté, pero hoy ya le dije que lo mejor era terminar la relación aunque fuese lo último que realmente quiero porque es que me siento despreciada y eso duele y humilla mucho.

Estamos pensando en separarnos

Estamos todo el día bien, pero a la hora de dormir es cuando me pongo a pensar que si no me desea creo que ya no tiene sentido seguir casados, no sé si me hago entender pero yo le pudiera conceder tiempo si fuese otra la situación, pero el hecho de darle tiempo para ver cuando le pueda atraer sexualmente como antes me está matando y no lo puedo aceptar, es superior a mí, y a mi dignidad como persona.

Yo se lo planteé hoy porque esta conversación fue hace días, y no veo la intención por su parte de arreglar nada, pues no hay una provocación, no hay un acercamiento sexual ni nada que piense yo que nos ayude a salir de esto.

Él es una persona muy cerrada y no me decía que por ese motivo se le estaban quitando las ganas hasta que yo le reclamé; no sabemos cómo arreglar esta situación, yo quisiera provocarlo, acariciarlo, intentarlo pero tengo miedo al rechazo o lo que es peor, que simplemente accediera por pena hacia mí.

Mi pareja es un hombre muy bueno, hemos pasado mucho y hemos experimentado muchos cambios en nuestras vidas juntos, tenemos planes de futuro juntos con nuestros hijos, con familias, profesionales, no quiero que todo se acabe por esto, nos queremos mucho y nos respetamos, pero también cuando se dicen ciertas verdades, duelen.

Mejorar la autoestima tras engordar

Aumentar la autoestima después de engordar puede ser un desafío, pero hay pasos que se pueden tomar para mejorar su autoestima. Esto incluye practicar autocompasión, hacer ejercicio de forma regular y evitar los pensamientos negativos sobre su cuerpo o sobre usted mismo.

quiero mejorar la autoestima después de engordar unos kilos

Estos pasos pueden ayudar a sentirse mejor consigo mismo y a ver a su cuerpo de una manera más positiva:

Practicar autocompasión

La autocompasión es la habilidad de comprenderse y aceptarse a sí mismo, incluso cuando no se está alcanzando el éxito. Practicar autocompasión es una forma de aumentar su autoestima y mejorar la forma en que se siente sobre su cuerpo.

La autocompasión consiste en reconocer tanto los aspectos positivos como los negativos de uno mismo. Significa reconocer tus propios errores, sentir empatía por ti mismo y tratarte con bondad en lugar de juzgarte.

Practicar autocompasión significa reconocer que la vida es imperfecta y está llena de desafíos, y que a veces nos fallamos a nosotros mismos. Esto nos ayuda a generar una actitud positiva hacia nosotros mismos y hacia los demás, aumentando nuestra autoestima y mejorando la forma en que nos sentimos físicamente.

Hacer ejercicio

El ejercicio es una excelente manera de aumentar su autoestima y sentirse mejor con su cuerpo. El ejercicio regular aumenta los niveles de dopamina, lo que ayuda a mejorar su humor y aumentar su autoestima.

Realizar ejercicio regularmente también aumenta la producción de endorfinas, lo que contribuye a una mejor disposición, a una mayor energía y a un mayor sentimiento de bienestar general.

Al mismo tiempo, los cambios en el cuerpo que se producen con el ejercicio, como una mejor postura y mayor fuerza, también contribuyen a una mayor autoestima. Esto se debe a que mejora la apariencia y la sensación de control sobre el cuerpo.

Evitar los pensamientos negativos

Debes evitar los pensamientos negativos sobre tu cuerpo o sobre ti mismo. Esto puede ser difícil, pero intenta sustituir esos pensamientos por otros más positivos.

Es importante tratar de no tener pensamientos negativos sobre tu cuerpo o sobre ti mismo. Esto puede requerir un esfuerzo consciente, pero si te concentras en pensamientos más constructivos, podrás mejorar tu autoestima y tu bienestar.

Intenta encontrar algo positivo en ti mismo que te haga sentir mejor y te ayude a ver tu cuerpo de manera más positiva.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies