fbpx

Posturas para durar más

Existen determinadas posiciones para durar más en la cama al hacer el amor. Antes de leer este artículo te recomendamos hacer nuestro test para detectar eyaculación precoz, con el fin de que tengas una mejor idea de tu nivel de control.

posturas para durar más tiempo al hacer el amor
La postura del coito es un factor que influye en la facilidad para retardar la eyaculación

La sexología científica occidental afirma que la capacidad de durar o aguantar sin eyacular al hacer el amor depende de la intensidad y rapidez de la excitación, tipo de estimulación (roces, coito, sexo oral, etc.), reflejo bulbo-cavernoso (mayor en eyaculadores precoces y mejorable mediante los ejercicios de Kegel), capacidades de control aprendidas durante la vida sexual o a través de educación sexual personalizada, e inhibición del reflejo eyaculatorio de forma voluntaria.

Posturas para durar más

Asimismo, en las terapias sexuales de pareja se proponen posiciones que favorecen el control de la eyaculación para prevenir terminaciones prematuras e indeseables del acto sexual, entre las que destacan las siguientes:

Postura lateral

El hombre se coloca tumbado sobre una de sus caderas mientras queda abrazado entre las piernas de la mujer.

En esta posición una de las manos del varón queda libre para acariciar con comodidad a la pareja mientras realiza con delicadeza y lentitud los empujes coitales.

Mujer encima

Mientras el varón se tumba boca arriba en postura cómoda, la mujer se coloca encima e introduce el pene en su vagina.

El ritmo lo lleva ella, y debe hacerlo despacio y con suavidad en todo momento, incluso cuando esté a punto de lograr el clímax.

Posturas desaconsejadas

Por el contrario, existen determinadas posiciones inadecuadas para retardar la eyaculación, que deben reservarse para varones que hayan adquirido un buen grado de control de su reflejo eyaculatorio y posean una buena capacidad para durar en la cama. Estas son algunas de ellas:

Hombre detrás o A tergo

Se trata de una postura muy excitante en la que existe una potente estimulación del reflejo bulbo-cavernoso, así como un golpeteo rítmico entre los glúteos de la fémina y la parte baja abdominal del varón que contribuye a la inminencia eyaculatoria.

Hombre encima o “postura del misionero”

Tiene la ventaja de que es el varón quien controla el ritmo de los empujes, pero la desventaja de que el ángulo de la fuerza de la gravedad y la posición en sí misma estimulan el reflejo bulbo-cavernoso.

Para solucionar la eyaculación precoz o encontrar la postura óptima que se adapte a su edad, complexión física, gustos y circunstancias, le recomendamos que contacte con nuestro médico sexólogo (1ª consulta online sin coste).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies